Off

La luz de Oriente

by daponch on 23, maig, 2011

 

 

 

Hoy os recomendamos novela histórica Luz de Oriente del mes de Febrero de Jesús Sánchez Adalid, publicada por Ediciones B. en el 2003.

 

 

Nacido en Don Benito (Badajoz) en 1962, Jesús Sánchez Adalid es licenciado en Derecho por la Universidad de Extremadura, Doctor por la Complutense de Madrid, Juez durante dos años, con estudios de  Filosofía y Teología, ordenado sacerdote católico y licenciado en Derecho Canónico por la Universidad Pontificia de Salamanca.
La luz de Oriente es una de sus primeras novelas en la que tiene como protagonista al joven Félix, personaje también de otra de sus novelas históricas titulada “Félix de Lusitania” escrita después de publicar la que os voy a comentar como consecuencia de que se produjo un magnifico  hallazgo arqueológico cerca de Don Benito: la aparición de un villa romana del siglo III, muy bien conservada, que entre otras muchas cosas, se encontró un busto en excelente estado de conservación, representado a un romano de la época con singular realismo y que posiblemente representa al personaje de estas novelas.

En el siglo III de nuestra era, el Imperio romano se hallaba sumido en una profunda crisis a todos los niveles: los violentos movimientos sociales, políticos y religiosos que se habían sucedido a lo largo de su existencia se acrecientan en esta época. El inmenso rompecabezas de dioses y cultos que caracteriza la vida religiosa del pueblo romano se halla en el epicentro de esta espiral de febril agitación.Félix es un joven muchacho que nace en Emérita Augusta. Es un muchacho feliz y despierto, con grandes dotes, que vive un poco al margen de la realidad hasta que se choca con ella de bruces. Como buen patricio, vive rodeado de lujos y esclavos, siendo su padre y su tío dos figuras prominentes de la nobleza emeritense. Pero la realidad se cruzará de bruces en su camino el día que se enamore de la mujer equivocada, la bella y díscola Eolia, mujer de su tío Hibernón. Ella le llevará a la perdición y se verá repudiado por su padre, quien le echará de casa. En vista de esto, Félix acude a su abuelo materno, quien le entrega una alta suma de dinero y varias cartas de recomendación y lo envía a Roma, haciendo parada en Tarraco, para que comience sus estudios de leyes y se convierta en un hombre de provecho lejos de Emérita Augusta.Un buen  día Félix abandona Mérida y apartir de ahí su vida será una auténtica aventura y esa aventura es precisamente el hilo conductor de esta novela, que nos llevará en su relato a  atravesar los confines del imperio, en busca de la Luz del Oriente.

Recomendado por Vicente Ricós

Encuéntralo en la Biblioteca

Comments are closed.